Guía básica para presentar el ENARM

ENARM

 

Ser médico en México y no haber escuchado del ENARM, es como ser futbolista y nunca haber sabido de un Mundial del fútbol. Después que te licenciaste de médico- o si estás a punto de graduarte - este examen es una experiencia que con toda seguridad vas a vivir. No es para temerle, pero tampoco para subestimarlo.

Como cualquier paso importante en la vida, este examen es un escalón más en el ascenso de tu carrera profesional. Lo importante es saber que existe, y que en algún momento lo vas a presentar, incluso hasta puede que lo hagas más de una vez. Algunos lo toman como reto insuperable; otros creen que es un trámite más. Ninguna de estas actitudes extremas es adecuada para crecer profesionalmente como médico.

Lo que sí es cierto es que un requisito indispensable para hacer un curso de posgrado y formarte como especialista clínico.

Para que sepas más de este examen, en este post te voy a mostrar los aspectos generales del ENARM y al final un dato que no tiene desperdicio. Ahí te van.

¿Qué es el ENARM?

Lo primero es conocer que significan esas siglas. Aunque parece un título promocional de película hollywoondiense, esas siglas significan Examen Nacional para Aspirantes a Residencias Médicas (ENARM).

El tiempo de existencia que tiene este examen en México seguro supera tu edad: más de 35 años. En todo ese tiempo ha evolucionado desde que se ensayó con el primero, a principios de los años 70 aproximadamente.

Como sabrás, es coordinado, avalado y dirigido por los organismos de salud del gobierno federal. El examen fue creado bajo el argumento de que se necesitan más especialistas, tanto en calidad como en cantidad, de acuerdo a las necesidades sanitarias de la población.

Es una suerte de concurso público anual, en el que el requisito indispensable para participar es sentir que es un desafío de vida o muerte, aunque con el tiempo te darás cuenta que no es así. Lo que debes estar claro es que cuando lo presentes competirás en habilidades y conocimientos con miles de tus colegas en México.

¿Qué debo hacer para hacer el examen?

Sencillo: inscribirte. Para ello debes cumplir tres pasos básicos. El primero es preinscribirte en el portal web del ENARM, luego pagar y, por último, completar el registro pendiente vía web. Seguro te preguntarás y ¿por qué no completo el registro de una vez?

Porque debes pagar para que luego el sistema te permita completar lo que quedó pendiente del registro. Cuando ingresas al portal digital de inscripción, vacías en el sistema algunos de tus datos e intereses profesionales, pero al final hay un botón con el nombre “completar registro”, que luego se libera a los cuatros días hábiles de haber pagado.

ENARM

Cuándo inscribirse

Por lo general, las oficinas públicas de salud del gobierno deciden el tiempo para inscribirte. Para la convocatoria de 2017, eligieron los meses de marzo y abril como los más idóneos para cumplir todos los pasos de inscripción.

Ya con los meses establecidos, te ponen plazos para los tres pasos que te comentamos: para preinscribirte tenías hasta 31 de marzo; para pagar hasta el 07 de abril y para completar el registro hasta el 21 de abril. Esas fechas corresponden al 2017.

Como verás funcionan desde el inicio con límites de tiempo. Tal vez por eso algunos sienten una especie de presión desde el principio, lo cual es natural, como cuando comienzas algo nuevo en tu vida. Un dato clave: con antelación infórmarte bien sobre el “proceso” para hacer el examen, y no solo del propio examen en sí mismo. Eso también es parte de la preparación.

¿Cuáles documentos debo entregar?

Básicamente los documentos se dividen en tres tipos: uno que compruebe tu formación profesional, otro que resume tu identificación oficial y tu fotografía más apta para quedar seleccionado en un examen académico.

Hasta ahí todo bien. Pero hay dos detalles que debes tomar en cuenta: toda esa documentación debe estar digitalizada, y bien legible porque puedes tener inconvenientes en el registro. El otro detalles es cada documentación debe cumplir una serie de tamaños, formatos y medidas, que aunque pueden resultar tediosas, son pieza importante en el proceso.

Para mayor claridad, en el portal web del Enarm existe una guía de digitalización de documentos, que contiene la especificación de cada uno de los archivos que debes entregar. Te aconsejamos que cumplas al pie de la letra cada tamaño del papel y resolución de imagen que te solicitan. El sistema y los encargados de revisar la documentación parecen entrenados para detectar cualquier pifia que se te escape.

ENARM

¿Ya después de esto, estoy listo para presentar?

No, aún no. Cuando entregas todos los documentos el sistema te coloca en algo que llama “expediente en revisión”, lo cual quiere decir que están validando todos los archivos que consignaste.

Presentarás el examen cuando el sistema te lo señale con el apartado “expediente completo”. Para que eso ocurra puede pasar hasta 20 días hábiles (hasta un mes en promedio) desde que subiste toda tu documentación. Pero no debes esperar esos días para revisar. En el sistema existe un apartado denominado “consultar situación”, allí accedes para saber si ya te aprobaron antes de los 20 días.

Si ya lo hiciste y todavía tu estatus está en “expediente en revisión”, no queda más que esperar… y estudiar o repasar algunos detalles de lo aprendido, porque el examen lo ameritará.

¿Cuánto debo sacar para pasarlo?

Todo depende de cada una de las 27 especialidades que escojas. Debes tener claro cuál será la especialidad antes de presentar el ENARM. Una vez que lo hayas decidido, ubicas tu especialidad y luego más tarde en Internet revisa cuál fue el puntaje mínimo del año pasado para aprobar el examen en esa especialidad que elegiste.

Para que tengas una idea, en el examen de 2016 en Cirugía General la calificación mínima fue de 73.111 puntos, mientras que en Oftalmología es de 75.111. Estos números apenas son referenciales, pues cada año los puntajes varían de acuerdo a la demanda de cada especialidad.

ENARM

¿Cómo está compuesto el examen?

El esperado examen contiene 450 preguntas, de las cuales 405 debes responder en español y 45 en inglés. El examen es sistematizado. Cuando te toque hacerlo, solamente debes marcar el botón en el sistema “Iniciar examen” y comenzará a escribirse tu futuro como médico.

Importante: Las preguntas te las presentan como casos clínicos, que están integradas entre 1 y 3 interrogantes. Ahí no termina todo. Cada interrogante ofrece cuatro opciones de respuesta. Al final debes elegir una y marcarla en el sistema. Así avanzas hasta completar los 450 casos clínicos.

Colores clave del examen

Dos colores serán tu señal de alivio o de tensión durante el examen. El sistema te ofrece un apartado de “consultas de preguntas”. En color rojo podrás verificar las respuestas que has contestado, y en verde te resaltarán las que te faltan por contestar.

Te darán entre 45 y 90 segundos por cada pregunta. El tiempo es oro.

¿Dónde puedo presentarlo?

Pese a ser una examen nacional, no en todas los estados de México habrás seden disponibles para presentarlo. Así que tomas las previsiones necesarias con respecto a la sede de presentación.

En la etapa cuando te estás pre inscribiendo, el sistema te solicita la sede donde quieres hacer el examen. Lo más aconsejable es que antes ubiques las sedes disponibles en las convocatorias de cada año.

Para 2017, el Gobierno federal habilitó un total de 13 sedes, repartidas entre Ciudad México, Chihuahua, Morelos, Jalisco, Guanaguato, Puebla, Nueva León y Chiapas. Debes buscar en el listado oficial las direcciones exactas por cada zona.

ENARM

La mejor preparación

Como ya te lo mencionamos en algunos párrafos arriba, para este examen es clave la preparación. Pero no deber ser cualquiera, tú mismo sabes que debe ser la mejor de la mejor, y la más efectiva, como la que ofrece el Instituto Mortaji, un espacio educativo comprometido con la formación de profesionales de calidad en el área médica.

Podrán existir muchos lugares para hacer cursos de medicina, pero lo que distingue al Instituto Mortaji es que enseña a los alumnos a examinar de forma útil y práctica la información aprendida, siempre marcado con un enfoque científico y humanista.

Con ese paradigma vanguardista, podrás hacer los cursos necesarios en el Instituto Mortaji que te ayuden a superar con creces el ENARM. Búscanos en nuestras redes sociales en Facebook, Instagram, Twitter, Google+ y prepárate en una verdadera escuela de calidad, no de apariencia.